Jue06292017

Last updateMié, 28 Jun 2017 7pm

Back Está aquí: Home De interés Especiales La formación continua: ¿Por qué las crisis son una oportunidad?

La formación continua: ¿Por qué las crisis son una oportunidad?

Toda Europa, y concretamente España, está sumida en una crisis económica que lleva varios años dándose vueltas de casa en casa. La crisis ha golpeado de forma muy diferente a cada familia, pero hay un indicativo común en el que nadie parece estar a salvo: el desempleo o el paro. El riesgo a perder el trabajo o a no recibir buenas remuneraciones puede bastar para notar la importancia de la educación en tiempos de crisis.

 

Una de las frases más trilladas de estos tiempos ha sido esa que reza que las crisis son una oportunidad. Razón no le falta ni le faltará. Ahora bien, no todo está en el decir, sino que hace falta tener un compromiso gigantesco con las ganas de salir adelante, de convertir cada momento –por adverso que este parezca- en una gran oportunidad para crecer y mejorar. En el entorno laboral es donde las crisis económicas golpean de forma más contundente. Se cuentan por miles los desempleados, las desilusiones y se cuentan con los dedos de una mano las alternativas.

 

La formación continua es lo único que garantiza convertir toda crisis en una oportunidad. Formación que va desde algunos cursos en Bilbao hasta un nuevo grado, si se puede. Porque otra frase, que aunque no se diga mucho, es cierta: “la economía que se hunde con una crisis no es la misma que emerge después de esta”. Nada garantiza, sino la educación durante la crisis, que su empleo, su trabajo, sus capacidades y su preparación sean necesarias y útiles después. La educación en tiempos de crisis es lo único que impide la “devaluación de aptitudes” en el campo laboral.

 

¿Qué debe hacer un profesional para prepararse mejor en tiempos de crisis?

 

Primero que nada, entender lo que está sucediendo. Las crisis, dentro de cierto punto, son inevitables. Todo país ha pasado por alguna en cualquier momento de su historia. Lo que sí se pueden evitar son sus efectos particulares, cada quien lo hará a su manera y con variable grado de efectividad.

 

El segundo paso trascendental es descifrar el porvenir. A diferencia de crisis anteriores, actualmente hay herramientas de sobra para solventarlas. Tal es el caso de internet, de la formación por vías remotas, a través del móvil inclusive. En crisis anteriores esta poderosa herramienta no estaba en el manojo de alternativas. Por lo tanto, discernir sobre el futuro pasa por aliarse a los entornos formativos online.

 

Descifrar la empleabilidad del futuro

 

Como se anticipaba, hay que descifrar qué tan útil puede ser la capacidad o conocimiento actual en el futuro. De lo contrario, el desempleo será inminente. Para ello hay que aprovechar las tendencias que en internet son fáciles de conseguir. A través de las tendencias, todo profesional puede darse cuenta de hacia dónde está dirigiéndose su nicho de mercado. Otra forma segura de mantener vigencia laboral es mediante el aprendizaje de idiomas y de tecnologías. Ambas aptitudes profesionales rara vez pierden su vigencia y utilidad.

 

Si se han encontrado tendencias fuertes, los portales líderes en formación online ofrecen un buscador de cursos. Tal es el caso de OfertaFormativa.com, uno de los entornos de formación profesional más reputados de España.

 

Ajustar los horarios

 

Se puede estar totalmente de acuerdo con la frase de que las crisis son una oportunidad. Sin embargo, para que esto sea realmente así se tienen que hacer varios sacrificios. Un trabajador con aspiraciones de éxito en tiempos de crisis sabe que toda hora libre en el calendario cuenta, y debe aprovecharla para un único objetivo: su mejora profesional.

 

Gracias a internet, con sesiones de entre 40 y 60 minutos al día una persona puede hacer un curso por mes. Y, si lo que quiere es aumentar peso curricular, puede ajustar sus horarios para permitirse cursar, por ejemplo, alguno de los Masters en Bilbao o también algún FP Oficial en Bilbao.

 

La ventaja de ambos es que cuentan con el respaldo de una de las instituciones con mayor reputación del mercado español. Justo lo que un profesional necesita para validar sus conocimientos en tiempos de incertidumbre laboral.

 

Maximizar los esfuerzos

 

Comprometerse cada día por mejorar, y combinar las formaciones profesionales continuas con estudios autodidactas, son una garantía de éxito en todo mercado laboral, sin importar la situación actual y lo difícil que esta parezca ser.

El compromiso, la actitud y la perseverancia, aunados a un apoyo del núcleo familiar, serán todos los ingredientes que un trabajador necesite para triunfar. La crisis pasará, es cierto. Se abrirán nuevos puestos de empleo y posiblemente desaparezcan varios, también es cierto. Pero gracias a la inversión hecha en su educación durante la crisis, su vigencia, empleabilidad y calidad laboral permanecerá