Sáb03252017

Last updateVie, 24 Mar 2017 1pm

Back Está aquí: Home De interés Especiales Contraseñas de máxima seguridad a través del cuerpo humano

Contraseñas de máxima seguridad a través del cuerpo humano

Cosas que hace tan solo unos años parecían propias de las películas de ciencia ficción hoy en día ya son una realidad; prueba de ello es la investigación llevada a cabo por un equipo de investigadores de la prestigiosa Universidad de Washington bajo la dirección del profesor Shyam Gollakota que, tras numerosas pruebas, han encontrado la manera de utilizar el cuerpo humano para poder transmitir de un modo seguro contraseñas a través de él.

Desarrollo e implementación

  Para conseguirlo utilizan una combinación de sensores y de pantallas táctiles, la información captada es transmitida por el cuerpo humano, al tratarse de transmisiones de baja frecuencia no resultan perjudiciales para la salud, y además, son muy seguras pues no hay riesgo de que la información se pierda por vía aérea, con lo que podría ser captada por las redes wifi por ejemplo.

 Hasta ahora los sensores que captaban la huella digital se habían usado tan sólo como contraseñas eficaces para los teléfonos móviles, los ordenadores portátiles o incluso para instalar cerraduras eléctricas. Esta tecnología consigue ir un paso más allá, logrando que los sensores no sólo capten la información sino que la transformen encriptándola en datos que toman la forma de una contraseña que permite por ejemplo el acceso a un espacio.

 Las pruebas han sido realizadas utilizando variedad de sensores de distintos tipos de móviles, ordenadores y pantallas táctiles, así mismo se han tomado modelos humanos de distintas alturas, pesos y complexiones, de manera que los investigadores han conseguido que esta tecnología funcione tanto con el individuo quieto como en movimiento.

 Los sensores son capaces de captar los picos de las huellas dactilares y de transformarlos en un código binario único, que es el que genera la contraseña, que se emite como una señal lo suficientemente baja y rápida para que en cuestión de pocos segundos logre transmitirse atravesando el cuerpo.

  Posibles usos

  Además de la consabida medida de seguridad para proteger con contraseñas desde aparatos con claves, como teléfonos móviles y ordenadores, o la posibilidad de incrementar la seguridad de nuestros hogares estableciendo cerraduras de seguridad con códigos de seguridad individualizados y por tanto más seguros, esta tecnología puede aplicarse en otros usos, por ejemplo médicos, aplicados a los medidores de insulina que requieren la identificación previa del paciente, los tensiómetros o los historiales médicos.

En definitiva todo un avance científico que combina lo mejor de la informática y la ingeniería en la seguridad